“Érase una vez … en Ventippo”  continúa

“Érase una vez … en Ventippo” continúa

ÉRASE UNA VEZ… EN VENTIPPO El sol apretaba sin piedad, como era costumbre por estas tierras, proyectando sobre las tranquilas aguas, la sombra alargada de los árboles que custodiaban la orilla del río, sirviendo como barrera natural y como cobijo, de esos...